El error del Papa Francisco con Instagram.


En dos mil doce Benedicto XVI decidió abrir una cuenta en Twitter siendo con ello el primer pontífice de la historia en mandar un tweet -lo hizo desde un iPad,el día que oficialmente se abrió la cuenta-. 

En el bLog de miguE, en su momento, abordamos la cuestión (puedes ver el articulo dando clic) haciendo un énfasis principal en lo meditado que tuvo que ser la elección del username. 

Tres años después, y con millones de seguidores en ocho idiomas diferentes en su cuenta de Twitter, el Vaticano anunció que el Papa en turno, Francisco, abriría una cuenta en Instagram (propiedad de Facebook) para ayudar, según el comunicado, a relatar el papado a través de las imágenes

Lo curioso del asunto es que el Papa que resaltan siempre los titulares no quiere llamar la atención ni ser tratado como príncipe abre una cuenta como Franciscus de nombre de usuario. 

No como “the Pope” o algo similar (en Twitter la cuenta es @Pontifex) sino una cuenta, a todas luces, personal. 

Cuando se dio el anuncio en dos mil doce de la aventura de Benedicto XVI en Twitter se resaltó la elección del nickname: Pontifex (más diagonal del idioma _en -inglés- _es -español-, _it -italiano-, etc.) y se dijo que con eso se buscaba que la cuenta fuera heredara por sus sucesores sin problema alguno ya que la palabra unifica y al mismo tiempo se enfoca directamente al cargo y no a la persona que lo ejerce en turno. 

Así se dijo. Así se entendió y así, meses después, heredó la cuenta Francisco. Ahora, con Instagram, toda la atención se centra en la persona y no en el cargo. 

En un video compartido en dicha red, el argentino señala que por medio de la red social quiere recorrer con los usuarios el camino de la misericordia y de la ternura de Dios.

Por su parte, monseñor Daría Vigano (prefecto de las comunicaciones el Vaticano) señala que las imágenes de Instagram permitirán a todas las personas que quieren acompañar y conocer el pontificado de Francisco a entrar en los gestos de ternura y de misericordia.

La cuestión aquí es el por qué no se sigue lo trazado por Ratzinger.

Independientemente de que la palabra Pontifex significa un hombre que tiende [o hace] puentes [entre dios y los hombres] el sentido del username se pierde en una cuenta que 1) no será manejada por Francisco -como suele suceder con Twitter- y 2) busca promover solo la imagen comercial de Francisco, y no al Papado o a la Iglesia como tal. 

Y es que no lo han parado de decir. 

Se difundirán imágenes del Francisco “en gestos misericordiosos”. No dicen “al Papa”, o frases del pontífice sino que todo se centra en la figura que ha dado éxito y que ha limpiado, aparentemente, ante los medios la manchada imagen del Vaticano. 

Es triste el error del Vaticano porque aunque posteriormente puedan direccionar la cuenta o lo que se les ocurra denotan que el éxito del papado recae, ahorita, en la figura de Francisco y no en lo que ser El Papa (con mayúsculas) es como tal. 


instagram, papa francisco, instagram francisco, papa instagram, franciscus 

Comentarios