About Me

test

Duis autem vel eum iriure dolor in hendrerit in vulputate velit esse molestie consequat, vel illum dolore eu feugiat nulla

¿Cuál será el mensaje del papa en Twitter?


El tres de diciembre de dos mil doce una noticia -anticipada previamente- causó revuelo en toda la Internet: era oficial, la quinta persona más influyente del mundo en dos mil doce [según Forbes] habilitaba su cuenta oficial -más no personal- en Twitter; me refiero al papa en turno -Benedicto XVI- bajo el nickname de @Pontifex.

Entre lo increíble del suceso fue que la cuenta [en inglés] alcanzó el medio millón de seguidores en menos de dos días sin siquiera haber tuiteado ni una sola vez [el primer tuit sería lanzado a las doce el doce de diciembre del dos mil doce].

Además, el perfil cuenta con siete nicks hermanos que buscan dar -más- difusión al mensaje original [lanzado primariamente en el perfil en inglés] en otros siete idiomas: castellano, italiano, francés, alemán, portugués, polaco y árabe.

Pero el bLog de miguE suele ir más allá y ante un hecho tan trascendental en la historia moderna de la iglesia católica me parece relevante responder dos cosas:

¿Qué significa la palabra Pontifex? y, más importante aún: ¿Todo lo que tuitié el papa será dogma de fe?, con eso de la inefabilidad de los sumos pontífices.

Acá las respuestas:

Iniciemos con lo que quizá es lo más obvio: el significado del nombre de usuario papal. Pontifex es una palabra que proviene del latín y en breves palabras se refiere al término -en español- pontífice.

Al decidir usar dicho nombre el papa asegura que su y sus sucesores continuén utilizando, sin problema alguno, la misma cuenta y es que la palabra unifica y al mismo tiempo se enfoca directamente al cargo y no a la persona que lo ejerce en turno.

¿Y por qué pontifex y no papa?

La respuesta es la unidad entre lenguas ya que la palabra Papa aunque existe tanto en latín, italiano, español y portugés no sucede lo mismo en inglés [Pope], alemán [Papst] o francés [Pape]; lo mismo pasa con la palabra Pontífice [que existe tanto en español como en portugués] pero no en italiano [Pontefice], inglés [Pontiff] o francés [Pontife].

La palabra Pontifex proviene del sustantivo pons o pontis que significa puente; a ella se le agrega el sufijo fex original del verbo facere y que significa hacer. Pontifex es, pues, un hombre que tiende [o hace] puentes [entre dios y los hombres].

El término proviene de Roma, del Imperio, y era usado para referirse al miembro principal del colegio de sacerdotes [llamado Pontifex Maximus; Sumo Pontífice] quien se encargaba de aconsejar magistrados, interpretar oráculos, presidir funerales y, lo más relevante: abogar por la Pax deorum [paz con los dioses].

Augusto [gobernó del 34 a.d.e. al 14 n.e.] eliminó del cargo a los sacerdotes para tomarlo para sí. Más tarde, en el trescientos ochenta, Teodocio elimina el tinte religioso de la figura del Emperador aunque no fue sino Graciano quien utilizó por última vez el término de Pontifex Maximus.

Ya en la silla papal el primer Sumo Pontífice -oficialmente así conocido- fue el papa [san] Dámaso I quien ocupó la sucesión de Pedro del trescientos sesenta y seis al trescientos ochenta y cuatro. 

Ahora lo más relevante. Dentro de la Constitución Dogmática Pastor Aetemus emanada en el Concilio Vaticano I, allá en 1870, se proclamó, como dogma de fe, la inefabilidad del papa en cuestiones de fe y moral.

Ante ésto, muchos creyentes -y no creyentes- se preguntan qué carácter tienen los mensajes virtuales pontificios. Primero, expliquemos a grandes rasgos el dogma que también está recogido dentro del punto 891 del Catecismo de la Iglesia Católica.

[...] goza de infabilidad [el papa] cuando [...] como Pastor y Maestro [...] proclama por un acto definitivo la doctrina en cuestiones de fe y moral [...] ejerciendo el magisterio supremo como sucesor de Pedro.

Dicha idea está sostenida por la asistencia que la doctrina católica acepta que goza el Sumo Pontifice del Espíritu Santo que lo perserva de todo error -al papa- cuando trata aspectos doctrinales.

La inefabilidad -salvo de todo error- la poseé el obispo de Roma cuando habla ex cathedra -desde la silla- ejerciendo en su totalidad el magisterio supremo -ser pontífice-.

Para que sus palabras alcancen dicha característica -ser infalibles doctrinalmente- tienen que ser dichas cumpliendo una de éstas tres características:

Hablarle a la Iglesia Universal, o sea, cuando se dirije a todo el pueblo católico y no a una persona -en privado o en público- o a un grupo de fieles.

Una opción más es que él anticipadamente mencione que lo que pronunciará será un aspecto doctrinal o, en otro caso, al hablar o pronunciarse con respecto a la moral o a la fe.

Con respecto a los tuits de la cuenta del papa -que será manejada por la agencia de publicidad 101 [española]- el encargado del Pontificio Consejo para las Comuncaciones dijo en su presentación -de la cuenta- al mundo:

[Los tuits] serán como si el papa estuviera charlando privadamente con una persona - Arzobispo Claudio Celli.

Con lo anterior se da por sentado que los mensajes papales en Twitter no serán de ninguna manera infalibles.

Por su parte, monseñor Paul Tighe, responsable del Departamento Vaticano de Medios Sociales explicó a la cadena británica de noticias BBC que la cuenta social del pontífice contendría tres tipos principales de mensajes y dos características escenciales:

1) No anunciará -por ningún motivo- dogmas.

2) Se brindará un resumen de sus discursos y homilías.

3) No serán [los tuits] redactados por él así que en caso de cualquier error de dedo la errata no será papal.

4) Previo a ser publicados el papa los firmará [aprobará].

5) La cuenta, para evitar suplantaciones, estará blindada permitiendo su acceso únicamente en un único ordenador ubicado en la Secretaría de Estado del Vaticano.

Cabe resaltar que ésta nueva manera de estar en contacto -y sintonía- con el mundo del siglo veintuno se suma a las cuatro maneras tradicionales en las que, a lo largo de la historia, se han comunicado con sus fieles los papas:

Las Encíclicas que tratan de un tema doctrinal en particular; Bulas papales -ya casi en obsoletas- que son un documento solemne sellado metálicamente.

Se encuentran también dentro del legado los escritos Motu Proprio, documentos escritos por propia iniciativa del pontífice en turno y los discursos en reuniones y/o audiencias que se unen a las tradicionales homilías en las misas papales tanto en Roma como en viajes apostólicos.

El portavoz del proyecto tuitero pontificio -Rachel Horowitz- mencionó en la rueda de prensa del tres de diciembre [dos mil doce] la propia definición que le diera Benedicto XVI sobre su nueva cuenta social: simplemente cada mensaje será una perla de sabiduría. 

ACTUALIZACIÓN [12-12-12]: Con ustedes, amable lector, el primer tuit papal de la historia publicado a las nueve de la mañana con veintiocho minutos del día doce de diciembre, de dos mil doce -hora local del Vaticano-.


Y acá el vídeo del cómo tuiteó el pontífice alemán:





La imagen y los extractos de las entrevistas a los encargados de medios sociales vaticanos los leí -y resumí- de la BBC News Megazine mientras que de Religión en Libertad obtuve la explicación del término papal.
    , , , Pope Joins Twitter, Vatican, Religion News, papa, el papa, papa en twitter, @pontifex, pontifex, #askpontifex, infalibilidad, catecismo, mensajes papa, documentos papales, #askpope, #benedictxvi, #benedict16,